Al final, no erais más que unas garrapatas


Otra vuelta al sol. Bien. Ha sido entretenida. Pero la que vamos a empezar tiene mejor pinta. No por la vuelta, que siempre es la misma, segundo arriba, segundo abajo. La tiene por nosotros. Hemos cambiado. Hemos sufrido mucho y ahora nos hemos despojado de pesos fundamentales. Ya no tenemos miedo. Y ya no nos da igual la mentira.

Este año ha sido el año en que decidimos que hasta aquí hemos llegado con las mentiras.

Ya no solo no nos las creemos si no que, además, somos conscientes del peligro que tienen. Ha sido el año, el séptimo desde el descubrimiento de la estafa, si damos por bueno que hace siete se reventaron las costuras de esto que llamábamos sociedad del bienestar, y que no era más que una mentira sostenida, en el que por fin hemos caído en la cuenta de que todo lo que han hecho nuestros gobernantes ha ido encaminado a salvar a sus jefes.

Y hemos caído en la cuenta de que sus jefes no éramos nosotros. Eran otros. Y a ellos destinaron todas nuestras riquezas presentes y futuras, porque al parecer había un problema de “liquidez y de solvencia”.

Hemos visto como todo lo hecho hasta ahora ha sido para salvar a un sistema financiero que agonizaba. Formado en su mayor parte por delincuentes. Ni siquiera usureros, sino delincuentes. Y lo dice alguien que sabe de esto. Y no me refiero solo a los hijoputas de bankia, que al final son solo unos cualquiera, unos robaperas sin estilo. Me refiero a todo el sistema.

Hemos caído en la cuenta de que los ciudadanos trabajamos para pagar impuestos que en su mayor parte se han ido a salvar bancos, y cuando los hemos salvado nos dicen que ya podemos volver a endeudarnos para consumir de nuevo, con nuevos préstamos, con trabajos de mierda, con estudios de mierda, con todo hecho una mierda.

Es más, los mentirosos tratan incluso de vendernos la moto diciéndonos ahora que gracias a ellos, ellos nos han salvado, que si no hubiera sido por ellos estaríamos ….. ¿destruidos?.

No, este ha sido el año en que esas palabras ahora nos suenan a lo que son: gracias a nosotros vosotros os habéis salvado, seguís de puta madre y lo más que os pasado es que alguien os ha hecho un escrache algún día. Y nosotros hemos visto nuestro mundo cambiado. Vosotros no. El nuestro a peor. El vuestro como siempre, sin problemas.

Que lástima que hayamos caído en la cuenta de que ya estamos destruidos. Mi generación, la que nació en los setenta, no tenemos ninguna seguridad de que sí logramos trabajar hasta caernos rotos, tengamos pensiones. No sabemos qué va a pasar con nuestros hijos, porque hagamos lo que hagamos y pongamos el empeño que pongamos en su educación, nadie garantiza que no se conviertan en el futuro en unos seiscientoseuristas, con suerte, con mucha suerte a lo mejor.

Y de eso, también nos hemos dado cuenta este año. Ha sido el año en que cada vez que ellos salen más por la televisión, más asco nos dan, y sobre todo, más risa ante lo patéticos que son. No, ya no confiamos en ellos. Ni de coña.

Ya no confiamos en casi nadie. Solo nos queda confiar en nosotros mismos. Y en esas estamos.

No nos creemos nada. Y no tenemos miedo. Y eso hace que, como dijimos siempre, el miedo cambie de bando.

¿Qué puede pasar?, no se, de todo. Depende de nosotros. A lo mejor, y de la misma manera que a ellos les dio por bajarnos los sueldos, subirnos los impuestos, despedir a millones, destrozar la sanidad, la educación y la justicia, sin miramientos, porque era lo mejor para nosotros, a lo mejor a nosotros nos da por meterlos en la cárcel, quitarles todo lo que tienen, sobre todo los privilegios, y repartirlo mejor. Por aquello de que ellos no han sufrido ni un rasguño en estos años. Por aquello de que además de que siguen en su seguridad, ahora encima nos insultan cuando pretendemos hacernos jefes de nosotros mismos.

Así que este año puede ser el año en que por fin nos venguemos. ¿Es buena la venganza? No, pero da gusto. Solo un momento, pero lo da.

En esas estamos. Este es nuestro año, no el suyo. Este año están en nuestras manos, y creo que vamos a mandarlos al infierno a todos.

Ya han dado su discurso todos los mini reyes autonómicos. La de aquí ha dicho que la transparencia va a ser la hostia, y que vamos a saber en que se gasta hasta el último euro de todos.

Bien señora, a ver si logro enterarme cuánto ha costado que usted se vaya allí a darnos un discurso, cuánto ha costado hasta el último cámara, la gasolina, el alquiler de todo, y sobre todo, a ver si logro enterarme por qué hostias usted, que no es más que la jefe de los funcionarios de la administración de todos, tiene que darnos un discurso. El coste de eso seguro que hubiera servido para algo mejor.

Lo bueno es que serán los últimos que den. Todos o casi todos habrán abandonado los sillones para el año próximo.

Que ganas tengo de que esto empiece. Que bien nos lo vamos a pasar. Que gusto vernos a todos decirles “oye, que pringaos si, pero gilipollas completos no”.

Y como no tenemos miedo, decirles: vamos a hacer lo que nos de la gana, y eso va a incluir mandaros a paseo, y desde luego, sea lo que sea, lo haremos nosotros, lo arreglaremos nosotros.

Al final no erais más que unas garrapatas.

Estaré para echar una mano. Y para poner de una puñetera vez en marcha el sistema que impedirá que nadie nos vuelva a tomar el pelo nunca más. O es este, o nunca. Y va a ser este.

Hala, vamos a por él. Arremangaos y vamos a darnos y a pegarnos una vuelta histórica.

Porque si algo tengo claro es una cosa: ESTE AÑO ES NUESTRO, JODER, QUE YA NOS TOCA.

© Juan Moreno Yagüe (texto en su Facebook). Abogado independiente, @hackbogado, que presentó las demandas de #15MpaRato contra BANKIA y Rato y consiguió la fianza de 800 m €, reducida por la AN. Cofundador del Partido X, hoy es parlamentario andaluz por Sevilla. Creador junto a Francisco Jurado (@SuNotissima) de dispositivos legales como: Democracia 4.0, opeuribor.es, tomatubanco.org. @Hackbogado piensa, @SuNotissima traduce como dicen en este su blog: https://senti2comunes.wordpress.com/about/

31 de diciembre de 2014

Anuncios

Apaga TV, cierra periódico e infórmate. Si quieres, claro está

A %d blogueros les gusta esto: